Muchos de vosotros nos habéis preguntado en varias ocasiones… ¿Cómo puedo hacer la cachimba perfecta? ¿Cómo puedo hacer para que tire más? Realmente no existe una guía exacta para preparar una cachimba ya que cada cachimbero la prepara a su manera, es algo personal; pero si existen varios “rituales” y consejos para conseguir que la fumada de la cachimba sea lo más óptima posible.

El 1º paso es llenar de agua la base de la cachimba.

En este paso no tenemos ni que quedarnos cortos (porque la cachimba no funcionará) ni sobrepasarnos (porque el agua podría subir por el mástil de la cachimba y apagar el carbón). 

Nosotros aconsejamos que la llenéis de tal manera que cubra el cuerpo de la cachimba (el tubo metálico), por 2-3 centímetros, es decir, 2-3 dedos.

El 2º paso es la colocación del mástil en la base.

Una vez hemos echado el agua en la base, pasaremos a introducir el mástil por la abertura de la base de tal manera que encaje perfectamente con la base de forma que no exista fuga alguna ya que si no, se escaparía el aire y no podríamos tener una buena fumada.

El 3º paso es introducir la manguera en la válvula dispuesta para la misma.

Asegúrate que quede bien encajada al mástil, para que de igual modo, no exista fuga a la hora de aspirar.

El siguiente paso, el 4º, tiene que ver con el tabaco de cachimba y su colocación en la cazoleta.

Cabe decir que el tabaco puede ser con o sin nicotina, en nuestro caso, usaremos siempre tabaco sin nicotina. 

Resultado de imagen de shisha como preparar

Debemos desmenuzar el tabaco ya que si lo pones apelotonado sólo conseguirás que se queme la parte de arriba del tabaco y la fumada te sepa a quemado rápidamente. Una vez desmenuzado es la hora de colocarlo en la cazoleta. Esparce el tabaco de cachimba por todo el espacio de la cazoleta, de modo que de alto no sobrepase la altura del vórtice central y que nunca toque el papel de plata de la cazoleta, ya que se quemará con rapidez.

En el 5º paso es colocar el papel de plata lo más tenso posible sobre la cazoleta.

Resultado de imagen de foil phunnel shisha

Lo más útil es utilizar doble papel de plata, o si quieres que la fumada sea más sana y más duradera, utilizar papel de plata profesional (más grueso que poner un papel de plata doble).

Una vez colocado el papel de plata de manera tensa, es hora de hacer los agujeros con un punzón o una aguja. Lo recomendable es no hacer ni muchos agujeros ni pocos (puedes ver el ejemplo en nuestra imagen). Nosotros le hacemos 3 filas de agujeros separados entre ellos y nunca agujerear el centro del papel de plata, de esto modo conseguimos una mejor combustión del carbón y una mejor cocción del tabaco.

Te aconsejamos que tu mismo seas el que, cachimba tras cachimba, y fumada tras fumada, el que se imponga un “criterio” a la hora de hacer la perforación del papel de plata ya que es muy personal y nadie mejor que tu sabrá cual es el mejor modo.

Una vez colocada la cazoleta en la parte superior del mástil de la cachimba, pasaremos al último paso.

En el 6º paso tienes que calentar el carbón de cachimba en un hornillo eléctrico.

Una vez calentado el carbón de cachimba solo tienes que ponerlos sobre el papel de plata con unas pinzas para no quemarte.

¡Esperamos que gracias a este artículo hayamos respondido a algunas de tus preguntas sobre cómo preparar la cachimba perfecta!